Las bajas de delante se suplen desde atrás



La noticia del día en la órbita azulgrana, más que el pase a la final del Mundial de Clubs, que se daba por hecho, es la grave lesión de David Villa. En una jugada desgraciada en la que luchando por un balón se rompió la tibia de la pierna izquierda. Guardiola había avisado que la tibia del asturiano estaba tocada.


 

La última lesión deja a la delantera del Barça en cuadro: Pedro, Messi y Alexis. Más Cuenca si tenemos en cuenta su trayectoria en el primer equipo. Cuatro jugadores para tres puestos, lo que deja casi sin margen de descanso, rotación o contratiempo físico en los puestos de delante.
 
¿Fichajes o cantera? Ha sido la pregunta que nada más acabar la semifinal les han hecho a Andoni Zubizarreta y Pep Guardiola. Ambos han coincidido “No es el momento”. Y tienen razón, es de muy mal gusto ponerse a pensar en recambios cuando aún ni han asimilado la mala fortuna de Villa.

 

Pero es que quitando la “maldición del 9”, que básicamente se sustenta en que a Guardiola no le gusta jugar con un 9 referencia y punto, las lesiones de larga duración merman el ataque azulgrana. Empezamos con la lesión de Afellay que se perdería, lo más seguro, la temporada por una rotura del ligamiento cruzado de la rodilla izquierda. Ahora es el delantero de la roja el que causa baja muy a su pesar.


Visto el panorama y pensando que Alexis y Pedro de vez en cuando tienen algún infortunio, de hecho empezaron la temporada lesionándose, el lógico pensar: ¿Qué va a hacer el Barça con su delantera? Que Messi sea dios aún no le ha dado poderes para multiplicarse. 


Podría no hacer falta ni acudir al mercado, aunque en los últimos tiempos siempre he pensado que hace falta un delantero de experiencia suplente, perfil Larsson, que pueda salir en partidos no trascendentales o al descanso y ser un revulsivo. La propia plantilla y una pequeñita ayudita del filial podría suplir estas bajas.


Empecemos por la cantera que es más sencillo, aparentemente. Esa Masia que es una mina interminable de talentos por pulir y descubrir al mundo le da muchas opciones a Guardiola tanto para convocatorias concretas o para estancias largas en el primer equipo.

Bendito problema viendo estos chicos. Jonathan Soriano que ya jugó el año pasado algunos minutos, y dependerá de si se va en el mercado de invierno o se queda. Por mi parte le hubiera dado ficha del primer equipo para situaciones como estas en que las bajas delante son graves y largas. Deulofeu y Rafinha ya se han estrenado en Champions y a pesar de su juventud, su enorme talento apunta grandes maneras. Puede que demasiado jóvenes para coger galones tan pronto, Pep los quiere a fuego lento y sobre seguro. Tello empezó algo irregular pero ahora exhibe gran nivel en el filial esperando la llamada del primer equipo, un extremo al estilo Pedro. Y por último y no menos importante, Kike Femenía, que se compró este año al Hércules precisamente para esto, como jugador del filial pero para alternarse con el primer equipo. En su contra juega que aún no parece haber encontrado su lugar y su juego. Por opciones no será.
 
Y como apuesto yo, vista la polivalencia y el baile de posiciones de este año, veo jugadores del centro del campo jugando delante.
 



La sana sobrepoblación de talento creativo en el centro del campo (Xavi, Iniesta, Cesc y Thiago) y de contención o más corte defensivo (Busquets, Mascherano y Keita) creaba un debate sobre quien se quedaba fuera. Pues esa sobredosis puede paliar las bajas de delante. Las posiciones de aquí arriba son solo intuitivas y sin tener en cuenta a los atacantes disponibles.


Cesc Fabregas ya ha empezado a asomarse como falso nueve o un hombre más de ataque junto a Messi. Lleva ya 8 goles en liga. Iniesta, como vimos en el Bernabeu y muchísimas ocasiones más, suple con solvencia. Aún no ha marcado en Liga, pero llegaran, cada año deja unos cuantos. Xavi, cerebro del Barça no le hace falta ni subir al ataque, está mejorando sus prestaciones de cara al gol entrando de segunda línea. Lleva 5 goles en Liga en lo que va de temporada. Thiago, el más jovencito y sin embargo bien asentado en el primer equipo. Un estilo entre Fabregas e Iniesta, arriba podría jugar perfectamente.



Y si queremos hilar más fino, estos dos hombres. Alves y Adriano son estos típicos laterales brasileños que casi son más extremos que defensas. De hecho con una defensa tres, Alves ya ha actuado como extremo, y Adriano más de lo mismo. Un gol en liga Alves, y los dos de ayer en el Mundialito de Adriano, su velocidad y sus centros pueden ser grandes aliados de la banda.


Como decía al principio, las bajas de delante se suplen desde atrás. Ya sea entendido como centro del campo, laterales o filial. Porque si algo bueno tiene el FC Barcelona es que son un equipo, y como tal, van a una, ante la gloria y a pesar de la fatalidad. Así que tranquilos, este equipo puede con todo. Y muchos ánimos a David Villa y Ibrahim Afellay con sus lesiones, que pronto los volvamos a ver jugar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s