En país de pobres la policía es criminal y el traficante salvador

Titulo: Abusado. O Dono do Morro Dona Marta.
Autor: Caco Barcellos.
Genero: Reportaje – Periodismo de investigación.
Año de publicación: 2003 (1ª edición)
Editora: Record.
Nº de paginas: 560.

Abusado narra la trayectoria de uno de los criminales más conocidos de Rio de Janeiro,Marcinho VP, además de explicar las disputas por el poder en las favelas de la ciudad desvelando todo el funcionamiento del Comando Vermelho, la facción criminal más poderosa del país en los años 90.

 

En Brasil, el traficante es el héroe del pueblo. O al menos dentro de la favela en que actúa. En las comunidades más pobres, donde la presencia del Estado es casi inexistente, son ellos quienes cumplen con el papel, los que se preocupan por la gente, llevando un mínimo de asistencia sanitaria o cualquier otro servicio básico que no les proporcionen el gobierno. Aun así, estas ayudas no son suficientes y, sumadas a la violencia generada por el propio trafico y a la actuación de la policía corrupta, hace que la vida de estos moradores se convierta en una novela en que difícilmente tendrá un final feliz.
 
Esta es la realidad de la mayoría de las favelas en Rio de Janeiro incluyendo el Morro de Dona Martaprincipal escenario del libro Abusado (2003) escrito por el periodista Caco Barcellos. En esta obra de más de 500 páginas, Barcellos narra la vida del traficante Marcio Amaro de Oliveira, el Marcinho VP (en el libro con el seudónimo de Juliano VP). Aunque Abusado se enfoque en su historia, esta publicación tiene varios protagonistas, pues recoge la trayectoria de las personas vinculadas a Juliano VP y al crimen organizado de como el caso de la mejor amiga del criminal, la moradora de calle Luz. Son historias de vida que representan todos los pobres que cayeron en el olvido por el resto de la sociedad. Además, la obra también asume un carácter de documental en que el periodista explica la historia de la comunidad, las disputas entre traficantes por dominar la favela, la corrupción de la policía y el funcionamiento de una de las facciones criminosas más importantes del país en la época: el Comando Vermelho .
 
Caco Barcellos
Fueron 4 años de intensa investigación para poder terminar el libro que tiene cuatro partes con 38 capítulos y un prólogo escrito posteriormente a la muerte de Juliano VP. La disposición de los acontecimientos se suman a la medida que pasan los hechos, así como aparecen flashbacks para detallar situaciones y eventos.
 
Son características que hacen del Abusado un libro caótico y con un ritmo agitado que engancha el lector desde un primer momento. Pero que hace de este libro único y completo.
 
En las primeras paginas se narra una operación de los traficantes e ya atrapa al lector tanto por los diálogos como por la reconstrucción de los hechos. Además despierta la curiosidad para saber cómo empezó la misión, el porqué y el futuro. Todas respuestas que serán dadas a lo largo de la obra. El formato narrativo también sorprende. En las dos primeras partes, ‘Tiempo de vivir’ (Pag.15) y ‘Tiempo de morir’ (Pag.327), el narrador esta en la tercera persona omnisciente y explica cada detalle de los acontecimientos dotando las páginas de un realismo extremo.
 
Ya en la tercera parte, ‘Adiós a las armas’ (Pag.451), la narración da un giro de estilo y Barcellos adquiere el papel de primera persona periférica y pasa a formar parte de la historia de forma directa. En este apartado, el periodista reproduce los encuentros y diálogos que él tuvo con Juliano VP en los escondrijos del traficante y en Argentina, uno de los países de fuga del traficante. Es en este momento es cuando el autor acerca la faceta más humana del protagonista, aumentado cada vez más su carisma que empezó a ser desarrollada en los primeros capítulos como su curiosidad por conocer el mundo, sus hazañas para huir de los policías o incluso su manera de ver la vida cuando repite una y otra vez que “está del lado cierto de la vida equivocada”.
 
Después de horas, días y años investigación y de convivencia con la comunidad del Santa Marta, Caco Barcellos intentó ser lo más fidedigno posible, dando una visión de la realidad desconocida por muchos brasileños. Es fascinante la forma que reproduce los diálogos con los fallos gramaticales y las jergas de cada uno de los personajes, característica que dice mucho de la cultura y personalidad de cada uno. Todas las cartas escritas por Juliano VP aparecen con los errores de una persona que no tuvo estudios como la que envío a su facción criminal para explicar su alejamiento de sus actividades: más isso nao qué dizé que nao sejamos irmaos… y que en realidad sería: “Mas isso nao quer dizer que nao somos irmaos”.(Pág.504).
 
Juliano VP
Otra aspecto que marca es el grado de realismo de las descripciones, de las escenas que se acercan tanto a la realidad que llegan a transmitir sensaciones de miedo, dolor, alegría,tristeza e incluso asco en los momentos más fuertes en que narra las heridas de bala o las torturas que sufría por la policía las veces que fue arrestado.
 
Tal vez el único aspecto que ponga en duda los datos narrados por el periodista sea el hecho de que el propio se negó a acompañar las historias en el presente pues, según Barcellos, él tendría como obligación profesional de denunciar y consecuentemente abandonar la producción del libro.
 
Según la policía carioca, las revelaciones que aparecen en la obra fueron unas de las causas de la muerte del protagonista en el 2003 por el propio Comando Vermelho. Hecho que el autor niega, afirmando que la información publicada pudo haber sido una sorpresa para las clases más burguesas, pero no para aquellos que crecieron y vivieron rodeados por el crimen.
 
Aunque, este no es el primer libro del periodista que ha creado polémica ni tampoco el único que denuncia una problemática social. En 1992 lanzó el “Rota 66”, dónde denunció el asesinato de millares de personas en manos de la Ronda Ostensiva Tobias de Aguiar (Rota), un grupo que formaba parte de la la Policía Militar de Sao Paulo entre las décadas de 1970 y 1990. Esta obra acabó llevando a juicio muchos de los implicados. El libro llegó al conocimiento de Juliano VP que contactó con Barcellos para pedirle un favor:
¿Qué pasa? He leído tu libro sobre los crímenes de la Policía Militar allá de Sao Paulo, el Rota 66. ¿No vas a escribir sobre los crímenes de los hombres de aquí? (Pg. 455). Una charla más tarde se materializaría en el libro de Abusado. Tanto en Rota 66 como en Abusado, Barcellos no solo recibió reconocimiento de la crítica llevándose el premio Jabuti de literatura por ambos (1992 y 2004 respectivamente) sino que innovó dentro del escenario literario brasileño de no-ficción retratando la realidad de los más débiles hasta entonces olvidada por el resto de la sociedad.
 
El trafico en la ciudad de Rio de Janeiro es un problema social que viene de décadas, una situación creada por la desigualdad social, la falta de oportunidades de las personas que crecen en las favelas y otras razones de índole política y económica. Son años de guerra civil entre policías y traficantes sin nunca llegar a una respuesta realmente efectiva. Entonces, ¿Qué hizo de Marcelo VP tan especial? ¿Porque contar su vida y no la de cualquier otro traficante?
 
Tal vez esta respuesta esté a lo largo de todo el libro de Caco Barcelos. No se trata solo de su personalidad diferenciada respecto a las otras personas de la favela, como su afición por tocar el saxofón, de idolatrar al Che Guevara, el hábito de la lectura o la voluntad de juntarse al Comandante Marcos en Colombia. Se trata del espejismo de millares de jóvenes que no encuentran una salida en el ‘asfalto’ (jerga que hace referencia a las personas que no viven en los morros) o sencillamente sufren prejuicios por venir de donde vienen. Y, cuando a un chaval de 15 años se le ofrece el triple del sueldo mínimo para trabajar en el tráfico para que pueda alimentar a su familia, no deja de ser una idea tentadora que cualquiera en su situación hubiera aceptado. Para finalizar cabe resaltar que en Abusado el propio Barcellos nos convence de esta injusticia social afirmando que su experiencia reforzó el rechazo hacia la cultura delictiva perversa contra aquellos que ya nacieron condenados a todas las formas de injusticias.
 
Escrito por Nicole Font Guedes
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s