Todos para una y uno para todos

 
“Si todos los coches fueran iguales sería de los favoritos”
Michael Schumacher
 
“Sin coche, no hay ventajas, sólo valen las manos” 
Jaume Alguersuari
 
¿Es el que gana siempre el mejor piloto? ¿Cúanto de piloto y cuánto de coche hay detrás de las victorias o del campeonato? Estamos en años en los que lo más importante es la normativa referente al coche, qué motor, alerón, difusor e inventos varios se permiten o no. Quién ha trabajado mejor su coche. Y, entonces, ¿dónde queda el piloto? ¿Es ya solo la cara visible de un coche? ¿No aporta nada?
Mis conocimientos sobre Fórmula 1 son limitados. Si bien en fútbol me defiendo correctamente y con argumentos, aquí no tanto. Así que si alguna de las cosas que opino es una locura pues carece de lógica o fundamento, agradecería que me corrigieran. Es posible que plantee las cosas mal fruto del desconocimiento, siempre se intenta expresar opiniones y visiones con sentido.


¿Qué valor real tiene hoy en día el piloto? Sin querer desmerecer a nadie, ¿Sebastian Vettel es 122 puntos mejor que Button, 134 mejor que Webber, 135 mejor que Alonso o 165 mejor que Hamilton? Ni hablemos de los 274 puntos que le sacó a Massa, quien casi ganó un mundial (me cuentan que hubieron “estrategias” criticables que favorecieron a que lo perdiera), o los 317 puntos a Michael Schumacher, el Heptacampeón. Porque esas fueron las diferencias numéricas del nuevo bicampeón con sus competidores el año pasado.



No quiero cargar contra el muchacho, sus méritos tendrá y sabrá llevar el coche. Pero también creo que las “alas” de RedBull han sido fundamentales en sus dos incontestables mundiales. Puede que si solo contara con sus capacidades hubiera sido más emocionante y menos incontestable.


Michael Schumacher tras siete mundiales, se fue por todo lo alto, y ahora ha vuelto y diga lo que diga, no es el mismo. De su declaración me quedo con la idea global y no su particular. Si todos los coches fueran iguales, los mejores pilotos serían favoritos. Sería entonces cuando se vería más claro quién es un buen piloto y quién está por encima. No sé si él lo sería, pero nadie apostaría a coche ganador, sino a piloto habilidoso.


Jaume Alguersuari va también por ahí pero sin personificar la cuestión. Determinadas condiciones disminuyen mucho las distancias entre coches y es cuando saltan sorpresas y se ve competición. Hay muchos factores en la F1: el trazado, la estrategia de equipo, las condiciones climatológicas; pero ninguna tan fuertemente determinante como el coche. Si dejas el coche a 0, el piloto tiene que dar todo de sí para marcar la diferencia. ¿No debería ser eso de lo que tratara?


La frase obligada tras los entrenamientos clasificatorios o la carrera es: “Nuestro coche está a X segundos del líder. Vamos a intentar mejorar el coche”. O, “Somos X segundos más rápidos que tal y tal escuderia”. Mecánica, ingenieria; no habilidad. Nadie dice, salvo quien tiene peor coche y ha puntuado bien, “Hemos corrido bien”. Tu coche es rápido = ganas. Pero el más rápido puede que no sea siempre el mejor.




Así que no estaría mal algún día ver que pasaría, o más bien quién ganaría, si todos corrieran con el mismo coche. Los coches tuvieran todos la misma forma y capacidades, aunque fueran de distinto color.

Todos a por la victoria, pero un coche para todos. Entonces sí que podríamos decir, ¡que gane el mejor!
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s